'Valkiria', oficio sin alma


Bryan Singer se destapó como uno de los directores más prometedores del panorama hollywoodiense tras realizar la interesantísima 'Sospechosos Habituales'. Después mostró su cara más comercial, aunque también interesante, con las dos primeras entregas de 'X-Men' y también su peor versión con una película cuyo guión merecía más de una revisión antes de ponerla en marcha como fue 'Superman Returns'. Tras esto, se embarcó en la película que nos ocupa hoy, 'Valkiria'.

Gravemente herido en combate, el Coronel Claus von Stauffenberg, un aristócrata alemán, regresa de África y, tras unirse a la resistencia alemana, se convierte en el cerebro de la Operación Valkiria, cuyo objetivo era derrocar el régimen nazi y acabar con la guerra eliminando previamente a Hitler. El atentado, que fracasó por diversas circunstancias, consistió en la colocación de una bomba en el búnker del Fhürer (1944). El plan preveía además la creación de un gobierno en la sombra que se haría cargo de Alemania tras la muerte del dictador.



Tras el fiasco que supuso la citada 'Superman Returns', 'Valkiria' se nos mostró como un film que recordaba, sin llegara a su nivel, más a los primeros trabajos de Singer, que realiza en todo momento una labor técnica impecable detrás de las cámaras. Todo ello pese a tener a Tom Cruise como estrella del film, y es que, lejos de ser un mal actor, tiene la mala costumbre de producir sus películas, cogiendo así las riendas de estas y realizándolas a su manera, sin dar libertad a los directores que contrata para realizarlas. No es así en el caso que nos ocupa, y Cruise interpreta a Stauffenberg de manera magnífica, siempre acompañado por secundarios de lujo como Kenneth Branagh, Bill Nighy o Tom Wilkinson entre otros.

Pero no todo es bueno en el interesante retrato sobre el complot de Stauffenberg para asesinar a Hitler y pienso que el principio de la película, en el que se explican las motivaciones y la personalidad del coronel, queda un poco cojo y se debería haber detenido más en este aspecto. Además, Singer parece no implicarse demasiado en la película, que parece estar realizada sin demasiado interés. Aun así, el guión de Christopher McQuarrie es lo suficientemente sólido como para obtener un buen resultado final al que mucho aportan la banda sonora firmada por John Ottman y el fantástico trabajo en fotografía realizado por Newton Thomas Sigel.



En definitiva, sin ser un film redondo, 'Valkiria' es una película sólida y entretenida que nos mantiene en tensión hasta su conocido desenlace y que nos muestra a un Singer competente pero, en ocasiones, falto de sensibilidad artesanal que es capaz de ofrecer una buena película sin apenas esforzarse.

En breve, alternando con el ciclo de los hermanos Coen y con motivo del próximo estreno de ‘El Caballero Oscuro: La Leyenda Renace’, comenzaré un ciclo de Christopher Nolan.

0 Comentarios

    Para poder escribir comentarios en la entrada de blog, debes acceder con tu cuenta de candidato, o crear una.