Ciclo David Fincher: 'El Curioso Caso de Benjamin Button', toda una vida



Como ya adelanté en mi anterior crítica, la película de la que hoy voy a hablar, se vio reconocida por una nominación a los Oscars y, siendo superior a la que finalmente se llevó el premio, ‘Slumdog Millionaire’, no deja de ser anecdótico, ya que nos encontramos ante un paso atrás en la filmografía de David Fincher.

Un hombre nace con ochenta años y va rejuveneciendo a medida que pasa el tiempo. Ésta es la historia de un hombre extraordinario, de la gente que va conociendo, de sus amores, pero sobre todo de su relación con Daisy.

grap1

Con ‘Zodiac’, Fincher dio comienzo a una nueva etapa creativa en la que los prodigios visuales y el más puro clasicismo cinematográfico se daban la mano de manera magistral. No hay más que ver la secuencia de la historia del reloj de la estación de tren de ‘El Curioso Caso de Benjamin Button’ para darnos cuenta de lo técnicamente perfecto que el director se va volviendo con el paso de los años. Porque esta película, de principio a fin, es técnicamente impecable, algo a lo que quizá no acompañe los, en ocasiones, exagerados prodigios visuales de los que hablaba. Mientras en ‘Zodiac’ encajaban a la perfección, en ‘El Curioso Caso de Benjamin Button’ pueden llegar a chirriar. Las interpretaciones de Brad Pitt y Cate Blanchet son perfectas, algo que ayuda a mantener una historia que puede hacérsenos larga, pese a ser un viaje a través de la vida de un hombre de lo más disfrutable. Un puñado de buenos secundarios, entre los que destacan Taraji P. Henson y Tilda Swinton complementan el espléndido trabajo interpretativo de la película.

grap2

Fincher se apoya esta vez en un guión escrito por Eric Roth, algo que se nota, ya que la película recuerda mucho a ‘Forrest Gump’, otro trabajo de dicho escritor. El aporte en fotografía de Claudio Miranda tiene tantos aciertos como fallos y puede resultar demasiado colorista, como en varios de sus trabajos, algo que no ayuda a lo que muchas veces puede parecer exagerado en el intento de Fincher de mostrarnos la espectacularidad de una escena. La música a cargo de Alexandre Desplat resulta de lo más acertada, siendo de lo mejor de la película junto a la pericia técnica de su director y al trabajo interpretativo.

En definitiva, ‘El Curioso Caso de Benjamin Button’ es una muy disfrutable película que nos habla sobre la vida, pero es un pequeño paso atrás en la nueva etapa creativa de Fincher debido a sus pequeños excesos. Sin embargo, sirvió para pulir ese nuevo estilo que se vería en su mayor esplendor en el siguiente trabajo del director y, además, resultó ser mucho mejor película que la que le arrebató el Oscar.

0 Comentarios

    Para poder escribir comentarios en la entrada de blog, debes acceder con tu cuenta de candidato, o crear una.